¿Cuáles son los mejores consejos para hacer ejercicio de noche?

Consejos para hacer ejercicio de noche

Si la mañana comienza temprano y el entrenamiento al mediodía no es una opción, un entrenamiento nocturno podría ser lo único que encaje en la apretada agenda. 

Ponerse al día con los entrenamientos nocturnos puede resultar difícil para las personas que prefieren hacer ejercicio por la mañana, por ello, si se puede identificar con la opción porque no se tenga otra, debido a la jornada de actividades, se deben recordar los consejos que se presentan a continuación para asegurarse de que se sigan los entrenamientos nocturnos y se tenga una mejor experiencia en general.

Pagar por adelantado

Es más difícil abandonar un entrenamiento nocturno cuando el dinero duramente ganado ya ha sido gastado. Esto hace una gran diferencia, y es una de las principales razones por las que nunca se salta una clase de SoulCycle o una sesión de yoga reservada. 

Por ello, registrarse con antelación siempre que sea posible, es una de las mejores maneras de asegurarse de mantener el rumbo y comprometerse con el entrenamiento.

La hora de la comida correcta

Comer una gran cena y dirigirse directamente a un entrenamiento puede agotar su energía y provocar problemas de digestión. No importa la hora del día que se  elija para hacer ejercicio, hay que asegúrarse de planear el entrenamiento dos o tres horas después de la comida. 

Esto puede significar cenar en la oficina antes de ir al gimnasio o tener una comida ligera después del entrenamiento lista para llevar una vez que se llegue a la casa. Por lo tanto, se debe intentar comer a diferentes horas para encontrar el punto específico  que apoye el desempeño en el entrenamiento.

Ir directamente del trabajo

Si la persona se dirige directamente a la casa después de un largo día, no es tan probable que se mantenga en el entrenamiento, algunas noches el sofá parece demasiado atractivo. 

Por ello, en lugar de hacer una parada en casa, se debe preparar toda la ropa de entrenamiento la noche anterior y llevar la bolsa de gimnasia consigo al trabajo. 

Por lo tanto, si se necesita hacer una parada en la casa antes del entrenamiento, no se debe pasar tiempo sentado en el sofá o poniéndose al día con las llamadas. Dejar las cosas, cambiarse de ropa y comenzar a  moverse es la opción.

Mantenerse hidratado

La deshidratación puede provocar calambres, falta de energía y un montón de otros problemas que pueden dificultar el entrenamiento. Es aconsejable asegurarse de beber agua todo el día en la oficina, justo antes, durante y después del entrenamiento. 

Esto no sólo asegura el mejor entrenamiento posible, sino que también le permite al usuario despertar a la mañana siguiente sintiéndose pleno de energía y listo para comenzar otro día ocupado.

¿Cuáles son los mejores consejos para hacer ejercicio de noche?

Apuntar con un lápiz

Incluso con las mejores intenciones, es fácil saltarse los entrenamientos, optar por otras actividades, y darse cuenta el viernes por la noche, que no se ha hecho ejercicio ni una vez en toda la semana. 

Por lo tanto, se recomienda tratar el programa de entrenamiento nocturno como si fuera una importante reunión de negocios. Tomándolo como un evento que está grabado en piedra. Anotando los entrenamientos en el calendario para ayudar a que se mantengan y para evitar que puedan olvidarse.

Entrar con un plan

Si la única opción es trabajar hasta tarde en la noche, es probable que el horario sea bastante apretado. En vez de perder el tiempo en el gimnasio, se puede comenzar con un plan. 

Siempre se puede ir a la clase de fitness en grupo o imprimir una de las desafiantes rutinas cardiovasculares, pero recordar  siempre que,  se puede tener una sesión de sudor efectiva en casa con los videos de entrenamiento en internet. 

Vestirse para el espacio 

Cuando existe el agrado de hacer ejercicio al aire libre, puede ser difícil entrenarse en un gimnasio, sólo porque se tenga que ejercitar más tarde no significa que no se pueda salir. Dicho esto, es importante ser muy cuidadoso con la rutina y el vestuario de entrenamiento en horas de la noche. 

Si se va a salir a la calle a entrenar de noche, es muy importante mantenerse a salvo con material reflectante, y aunque pueda ser difícil, considerar dejar los auriculares en la casa, para ser más consciente del entorno. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *