Dietas para adolescentes

Dietas para adolescentes

Dietas para adolescentes

Salir de fiesta, atiborrarse de alimentos tentadores y refrescos es algo habitual en las dietas de los adolescentes. La adolescencia es una etapa en la que resulta demasiado fácil aumentar de peso y demasiado difícil adelgazar.

Pero estos alimentos pueden tener efectos nocivos en la salud cuando se consumen casi todos los días. Muchos adolescentes y estudiantes disfrutan de la comida rápida y luego se quejan sin cesar de su figura. La pérdida de peso y el aumento de peso son temas de conversación habituales entre chicos y chicas, que a menudo pasan por alto el hecho de que lo más importante para mantener la linea es la dieta.

La teoría es simple: cuanto más se atiborran de alimentos ricos en grasas, más aumentan de peso. Los que están realmente preocupados por su salud saben qué comer y qué evitar. Y los que aún están por cambiar sus malos hábitos alimenticios suelen acudir dietas para adelgazar populares entre adolescentes y estudiantes universitarios.

Dietas para estudiantes

La vida de estudiante se convierte en estresante cuando se está atascado bajo la presión de los estudios. Para mantener la mente fresca y llena de energía es necesario seguir una dieta nutritiva y saludable. Los alimentos que se comen deben proporcionar suficiente energía para realizar actividades extracurriculares también.

Dieta Special K

Todo el mundo conoce la marca Special K de Kellogg‘s. Los copos de maíz crujientes están desprovistos de grasas y son una opción ideal para el desayuno. Los estudiantes que viven solos o en residencias pueden mantener siempre un paquete de Special K a mano. Para hacerlo más sabroso, se puede agregar fruta al bol de cereales, como plátanos, fresas y manzanas. Se deben comer los cereales con leche descremada y se pueden mezclar también con miel.

La misma comida, un bol de cereales Special K con frutas o miel, se puede comer durante la cena. La dieta especial K es en realidad una dieta para bajar de peso y por lo tanto se debe tener cuidado con las comidas. Combinar la dieta Special K con verduras y ensaladas.

Dieta de 1.500 calorías

La dieta de 1500 calorías debe su nombre a la cantidad total de calorías que se puede consumir en un día. Por lo tanto, debe tener una cuenta en el número de calorías que consume cada día. Así que, ¿cómo lograr este objetivo? El desayuno debe constar de 500 calorías y el amuerzo de 400. Debido a que la cena debe ser ligera, se limita a 300 calorías. Y las 300 calorías restantes incluyen aperitivos.

Para el desayuno se puede disfrutar de avena o pan integral con mermelada light. Un plato de arroz integral con pollo a la parrilla o al horno sería el menú para el almuerzo. Garbanzos, frijoles, lentejas y platos de verduras son los indicados para la cena.

Se debe reducir la ingesta de bocadillos durante la merienda y reemplazar cualquier alimento rico en calorías por alimentos saludables. Una merienda salusable podría contener batidos de proteínas, zumos de frutas fresca, verduras crudas o frutos secos.

Dieta líquida

Aunque no se recomienda una dieta líquida en personas adultas o adolescentes, una opción más saludable sería sustituir ciertos alimentos sólidos por bebidas saludables ricas en vitaminas. Se puede comenzar su día con un vaso de agua y limón caliente, que actúa como limpiador para el cuerpo. Se debe optar también por alimentos bajos en calorías que, o bien se cocinan al horno, o bien se sirven hervidos o fritos con muy poco aceite de oliva o girasol. Las sopas de verduras y los zumos naturales de fruta permiten olvidarse de refrescos y zumos preparados.

También se pueden tomar bebidas energéticas a media mañana o durante la merienda ya que combinan proteínas, hidratos de carbono, vitaminas y minerales.