Mareo infantil

Mareo infantilEl mareo infantil se debe a una pérdida de equilibrio motivada por el movimiento externo. Por ello es habitual que los niños se mareen al viajar en coche, barco o avión.

Los síntomas clásicos del mareo de los niños suelen ser sudores, bostezos y ganas de vomitar.

Por qué los niños se marean

Los niños se marean debido al movimiento del vehiculo en el que viajan. Es más fácil marearse viajando en barco, seguido del coche y el autobús; en último lugar, viajando en avión. Es conveniente tener preparadas bolsas por si el niño quiere vomitar y en el caso de que esto ocurra debemos darle pequeñas cantidades de agua con azúcar frecuentemente o bebidas isotónicas (tipo Aquarius).

Como evitar el mareo infantil

  • No dar de comer copiosamente al niño antes del viaje, sobre todo no debe tomar leche ni bebidas gaseosas. Es mejor que realice una comida ligera antes de comenzar el viaje y durante el mismo darle algo ligero como una galleta.
  • Evitar que el niño lea, es mejor tratar de distraerle poniendo música infantil para animar al niño a que cante.
  • Debemos tratar que el niño no se acuerde del mareo jugando con el, un buen juego es el veo-veo porque a la vez que conseguimos que el niño se distraiga, le animamos a que mire por la ventanilla, evitando que el niño mire al suelo que es otra causa del mareo infantil.
  • Mantener el coche aireado, no se debe fumar durante el viaje. En el caso de que el niño empiece a marearse se debe abrir la ventanilla para que le de el aire en la cara.
  • Hacer una parada para descansar cada dos horas.
  • Para los niños mayores de tres años existen caramelos o chicles para evitar el mareo, antes de que el niño tome nada y sobre todo cuando éste es muy pequeño  lo mejor es consultar con un pediatra antes de empezar el viaje.

Pulseras antimareo

En Imaginarium podemos adquirir una pulsera anti-mareo que lleva una bolita especial que aplica presión sobre un punto concreto de acupuntura. Se recomienda para niños a partir de tres años y previene las náuseas y los mareos infantiles.