El pan en la dieta

Pan y dietas para adelgazarEl pan debe de estar presente en cualquier dieta sana y equilibrada a pesar de la creencia de que es necesario suprimir el pan de nuestra alimentación porque engorda.

La mala fama del pan en las dietas para adelgazar está causada por la creencia de que los hidratos de carbono que se encuentran también alimentos como el pan, la pasta, el arroz o las legumbres, engordan. Pero la realidad es bien distinta: estos alimentos son fundamentales en una dieta equilibrada.

El pan no es causa directa del aumento de peso; sí afecta a nuestro peso aquello con lo que acompañamos el pan: embutidos, carnes, mantequilla, mermeladas, cremas de chocolate o cacahuete, paté, foi-gras,… Estos acompañamientos son los que deben tomarse con moderación.

El pan, proporciona proteínas vegetales, fibra, vitaminas sobre todo del grupo B y minerales como el fósforo, el magnesio y el potasio. Los nutricionistas recomiendan tomar entre 200 y 250 gramos de pan diarios, y nunca renunciar a menos de 100 gramos cuando se sigue una dieta de adelgazamiento.

Por otro lado, existen infinidad de variedades de pan. No podemos hablar del mejor pan, pero siempre es preferible elegir un pan casero o un pan integral con cereales en lugar de un pan de molde.